Publicidad

Río de Janeiro es una ciudad que lo tiene todo: playas, fiestas, fútbol, gastronomía, arquitectura, naturaleza, historia y cultura. Cerca de la laguna de Rodrigo de Freitas, se encuentra el Jardín Botánico de Río de Janeiro, uno de los principales pulmones que funciona como lugar de relax que invita a la lectura y al paseo como una vía de escape dentro de la bulliciosa ciudad.

El Jardín Botánico de Río de Janeiro, una visita imperdible

Inmerso en la gran metrópolis, te sentís en medio de la selva. El Jardín Botánico es uno de los más antiguos de América del Sur y es realmente inmenso. Se originó en 1808 cuando la familia real portuguesa construyó el “Real Horto” (huerto real), un jardín para aclimatar los árboles de especias orientales, como la canela y la pimienta pero recién en 1890, el jardín fue abierto al público.

Publicidad

Lo primero que hice al llegar fue pedir un mapa del lugar porque sentí que lo iba a necesitar. Efectivamente lo usé mucho y aún así me perdí varias veces. O no estaba muy bien explicado o yo no sé leer los mapas (pueden ser las dos cosas tranquilamente!) Igualmente no me importó, caminé sin rumbo, y fui descubriendo muchas plantas desconocidas.

Jardín Botánico de Río de Janeiro

Publicidad

El jardín está dividido en zonas específicas, cada una de las cuales alberga una colección particular. Por ejemplo, caminé por la mata atlántica (uno de los biomas más ricos en biodiversidad), visité el orquidario, una colección de cactus, un sector de plantas insectívoras y el jardín japonés. En el jardín Pedro Gordilho abundan los especímenes de pau-brasil (Palo de Brasil), el árbol nacional de Brasil y hay una galería de palmeras imperiales como acceso principal.

En el Jardín Botánico de Río de Janeiro se me agudizaron todos los sentidos. Miré para abajo pero también para arriba. Olí algunas plantas, toqué otras; algunas era rugosas como una lengua de gato y otras suaves como la piel de un bebé. En el jardín se exhibe una de las mayores colecciones de plantas del mundo, con más de 40 mil plantas de 6725 especies diferentes representativas de la flora nativa y exótica.

Jardín Botánico de Río de Janeiro
Una vez adentro me sentí como Alicia en el país de las maravillas, un universo verde por donde se lo mire. Río, la ciudad de cemento, desapareció. Como en el Central Park cuando sentís que desaparece Nueva York y parece que estás en otro lugar. Es que el jardín posee 137 hectáreas, siendo 83 hectáreas de preservación de Mata Atlántica y 54 hectáreas de zonas cultivadas.

Jardín Botánico de Río de Janeiro
Jardín Botánico de Río de Janeiro

Jardín Botánico de Río de Janeiro
El jardín es por supuesto un lugar ideal para los amantes de la flora y también creo para fotógrafos. Es ideal para jugar con las texturas de las hojas, con las luces y sombras que se forman a su alrededor. A su vez, los paseos se completan con cascadas, fuentes, un acueducto, el Lago Frei Leandro, un teatro (Teatro Tom Jobim), monumentos y estatuas del siglo XVI en adelante, y diversas construcciones, como la Casa dos Piloes, antiguamente parte de la Real Fábrica de Pólvora da Lagoa Rodrigo de Freitas, y hoy Museo Arqueológico. Los monumentos históricos y fuentes le dan un toque cineasta.

Publicidad

El tiempo para permanecer allí es el que vos quieras dedicarle pero sugiero que mínimo te quedes tres horas. Podés estar toda una mañana o tarde perdiéndote entre sus laberintos. Recomiendo hacer el paseo durante los días de la semana cuando está más tranquilo, ya que los fines de semana se llena de familias cariocas (como se les dice a los habitantes de Río).

Por último, recomiendo terminar el paseo probando la exquisiteces de su pequeño restaurante y café llamado “Le Bicyclette” o visitar la tienda de souvenirs. Allí podrás  comprar sándwiches para llevar o sentarte a reponer fuerzas después de un largo recorrido por el Jardín Botánico de Río de Janeiro.

Datos útiles sobre el Jardín Botánico de Río de Janeiro

Ubicación

  • El Jardín Botánico de Rio de Janeiro está ubicado muy cerca de la Lagoa Rodrigo de Freitas, a 7 minutos de Leblon y a 20 del Corcovado.

Cómo llegar al Jardín Botánico Río de Janeiro

  • Metro: Estación Jardim Botanico | Metro Na Superficie Botafogo-Gávea.

Accesos

  • Rua Jardín Botánico, 920 (dispone de estacionamiento para bicicletas).
  • Rua Jardín Botánico, 1008 (dispone de estacionamiento para automóviles y bicicletas).
  • Rua Pacheco Leão, 101 (ingreso peatonal).

Horarios

  • Lunes de 12 a 18 hs.
  • De Martes a Domingos de 8 a 18 hs. 
  • Durante la vigencia del horario de verano las boleterías de la Rua Jardín Botánico 1008 y Pacheco Leao 101 permanecen abiertas hasta las 19 hs.
  • El Jardín permanece cerrado el 1 de enero y el 25 de diciembre.

Teléfono

  • (21) 38741808.

Tarifas

  • La entrada general cuesta $R 15 (Se abona solamente en efectivo).
  • Los menores de 7 años y mayores de 60 no pagan.

Qué llevar

  • Botellas de agua
  • Zapatillas y ropa cómoda
  • Repelente para insectos
  • Cámara fotográfica

Mapas

Jardín Botánico de Río de Janeiro
Jardín Botánico de Río de Janeiro

Página Web

VOLEMOS A RIO DE JANEIRO

BONUS TRACK: Información útil sobre Rio de Janeiro 

Si estás interesado en viajar a Río de Janeiro te recomendamos leer los siguientes posts:

Publicidad

¿Cómo tener primero las ofertas de vuelos?

  • Seguinos en nuestras redes sociales Twitter, Facebook e Instagram (activá las notificaciones y configuralas para que te aparezcan primeras) donde publicamos siempre las ofertas que vamos encontrando.
  • Recibí nuestras notificaciones del blog en tus dispositivos. Cuando visites nuestro blog https://www.volemos.com.ar/blog/, te aparecer una ventanita preguntando si querés que te enviemos notificaciones, seleccioná la opción permitir y listo.

Otras recomendaciones para Río de Janeiro

  • Comunicaciones: Aplicá cupón, ingresá la palabra VOLEMOS y obtené USD5.00 de descuento en tu HolaSim para tu viaje a Río de Janeiro.
  • Hospedaje: Para encontrar alojamiento en Río de Janeiro te recomendamos ingresar aquí. Otra alternativa que recomendamos es el sitio Airbnb. Permite alquilar alojamientos únicos de anfitriones locales. Es una muy buena opción para parejas o familias ya que suelen ser más económicos que los hoteles y tener muchas comodidades (lavarropas, cocina, etc). Conviene siempre leer las referencias de la gente que ya se ha hospedado en ese lugar.
    Tips: Si te suscribís a través de este vínculo tenés USD15 de crédito para tu primera reserva en Airbnb.
  • Asistencia al viajero: Obtené 60 + 5% de descuento con el código VOLEMOS aquí.
  • Alquiler de autos: Para alquilar autos en Río de Janeiro te recomendamos ingresar aquí.

COMPARTIR

Publicidad

2 COMENTARIOS

    • Hola Federico! Viste? A mí también, no suele ser uno de los paseos más recomendados para una primera visita pero realmente sorprende 🙂

¿Te gustó el post? Tu comentario es bienvenido...